A pesar de no tener tanta edad como para haber disfrutado de las primeras consolas en su fecha de lanzamiento, sí tuve buenas épocas con las que habían cuando era pequeño. Si quieres ir hacia el pasado durante algunos minutos, sigue leyendo mi experiencia con los videojuegos.

Cómo ha sido mi mundo de gamer

Empecé con la Nintendo 64; fue un regalo de navidad de mi abuelo que celebré durante días. Además me regalaron juegos como Super Smash Bro, el cual mi hermano menor suele jugar de vez en cuando con sus amigos para recordar viejos tiempos; sí, la consola sigue viva y mi hermano menor ya es mayor de edad.

Después de ahí, pasé a la Playstation donde disfruté de una gran variedad de títulos, como Spyro, Yugioh, entre otros. Luego la Playstation 2, donde mi juego favorito era el Tony Hawk. A partir de allí, disfruté esa consola con juegos pirateados porque los originales eran muy costosos en mi país.

Luego tuve la Gameboy, la cual disfruté bastante jugando Pokemon. En realidad fue el único juego que jugué en ella; ya que luego tuve mi primer ordenador y disfrutaba de otro tipo de cosas, como el Messenger por ejemplo.

Después de tener ordenador, poco utilicé las consolas. A excepción de la Playstation 3, la cual me la regalaron en un cumpleaños por simple capricho mío para divertirme cuando estuviese aburrido. La disfruté bastante con mis amigos, pero terminé vendiéndola para usar el dinero. Después de ella, no volví a comprar una consola y me sigo planteando si una Playstation 4 tendría el uso suficiente como para gastar dinero en ella.